Archivos etiquetas | embarazo

Quedarse embarazada con ciclo menstrual irregular

Resultado de imagen de ciclos menstruales

 

Una de las causas más frecuentes de consulta en Zygos es la del ciclo menstrual irregular: “¿Cómo puedo quedarme embarazada si tengo ciclo menstrual irregular?”, “¿Cómo saber cuándo es mi periodo de ovulación?”, “No me ha bajado la regla, ¿significa que estoy embarazada?”.

Normalmente el ciclo menstrual duran entre 25 y 36 días. Sin embargo, hay mujeres que tienen el ciclo menstrual más corto o más largo o su duración varía cada vez. En estos casos podemos hablar de ciclo menstrual irregular.

Cuando desaparece la regla, el flujo es más abundante de lo normal o la regla dura más de una semana, también estamos ante un posible trastorno del ciclo menstrual.

Normalmente estas anomalías suelen deberse a desequilibrios hormonales y será necesario hacer un estudio para averiguar el origen de este desajuste en la producción de las hormonas responsables del control del ciclo ovárico.

El Síndrome del Ovario Poliquístico y otras patologías como diabetes, anemia o enfermedades de la tiroides pueden estar en el origen de la irregularidad del ciclo menstrual, así como factores externos como estrés y ansiedad.

Si tu ciclo menstrual es irregular quizá te encuentres con problemas para quedarte embarazada ya que tienes dificultad para calcular cuándo estás ovulando. Es importante estar atenta a las señales de ovulación como por ejemplo el cambio en el flujo vaginal, el dolor en el pecho o el aumento de la temperatura basal. Pero incluso puede ser que ni siquiera ovules debido a la irregularidad del propio ciclo menstrual.

En Zygos podemos averiguar el origen de tu ciclo menstrual irregular y regularlo a través de diversas técnicas. Si no se pudiera regular, también existe la posibilidad de acudir a la reproducción asistida. Mediante técnicas como la Inseminación Artificial (IA) o la Fecundación In Vitro (FIV-ICSI) podremos lograr un embarazo.

Si tienes ciclo menstrual irregular, consúltanos. Resolveremos tus dudas.

Reportaje Canal Rías Baixas sobre Zygos

Hoy os dejamos con un reportaje que nos realizaron en el Canal Rías Baixas para conocer mejor Zygos. Podréis ver una sencilla explicación de todos nuestros tratamientos de reproducción asistida y los entresijos de nuestro quirófano y laboratorio, donde almacenamos muestras de semen en nuestro Criobanc y embriones congelados.

También conocereis al equipo de Zygos.

Gracias al Canal Rías Baixas por interesarse en Zygos, en la reproducción asistida y en la fertilidad.

 

Watch video!

¿Cuánto tiempo debo esperar tras un aborto?

aborto

En un proceso de reproducción asistida podemos encontrarnos con el caso de que se produzca un embarazo pero que la mujer sufra un aborto a los pocos días de la implantación del embrión en el útero.

Este tipo de aborto se conoce como aborto “bioquímico” y es más frecuente de lo que parece. De hecho, en los tratamientos de reproducción asistida sabemos que se ha producido un aborto bioquímico cuando a los 14 días de la inseminación artificial o transferencia embrionaria hacemos la denominada prueba beta-hCG. Se trata de un análisis de sangre a través del que comprobamos la presencia de la hormona beta-hCG, la cual es generada por el embrión y pasa a la madre a través de la placenta. La presencia de esta hormona es signo inequívoco de embarazo. Sin embargo, si al repetir la prueba a los pocos días ésta sale negativa, esto es indicativo de que se ha producido un aborto bioquímico.

Hay muchas razones por las que se pueden producir abortos en los primeros días o semanas de gestación. Cuando una mujer ha sufrido varios abortos se considera que estos son de “repetición” por lo que es necesario averiguar las causas. En Zygos aplicamos la técnica DGP (Diagnóstico Genético Preimplantacional) que permite averiguar las razones por los que los embarazos no llegan a término.

¿Cuánto tiempo hay que esperar tras un aborto?
Cada caso debe ser estudiado porque depende del número de semanas en el que se produjera el aborto, las razones y el estado de salud de la mujer. En general tras un aborto se puede volver a intentar concebir tras la primera menstruación, ya que es señal de que el cuerpo está ovulando de nuevo.

En cualquier caso, se recomienda esperar a que la mujer esté recuperada tanto psicológicamente (no olvidemos que un aborto es una pérdida) como físicamente debido a que días después de un aborto se pueden producir sangrados, especialmente si se ha hecho legrado para limpiar el útero de los restos del embarazo.

Normalmente tras un aborto bioquímico existen altas probabilidades de lograr un nuevo embarazo. Esto es porque el útero está especialmente irrigado y además ya se ha demostrado el éxito en la primera implantación, aunque ésta no haya llegado a término.

Si has sufrido uno o más abortos por causas desconocidas, en Zygos podemos ayudarte a averiguar las causas y lograr embarazo a término. Y si estás en un tratamiento de reproducción asistida y has sufrido un aborto en el primer intento, no te desanimes ya que habrá más oportunidades.

Qué es el sangrado de implantación

sangrado-implantacion

Cuando una mujer busca un embarazo, uno de sus peores momentos es cuando aparece la menstruación, ya que es el signo evidente de que no se ha producido embarazo durante ese ciclo.

Sin embargo, existe lo que se conoce como “sangrado de implantación”, que es el sangrado que se produce cuando el embrión se adhiere a la pared del útero. Se puede llegar a confundir con la menstruación ya que ambos procesos tienen características similares por lo que es muy importante distinguir el sangrado de implantación de la menstruación.

Qué es el sangrado de implantación
Cuando un óvulo es fecundado por un espermatozoide, pasa por diversas fases durante los siguientes días, que se conocen como “cigoto” (primera célula fecundada), “mórula” (a las 72 horas) y “blastocito” (al quinto día de fecundación).

En el momento en el que el blastocito anida en el útero es cuando empezamos a hablar propiamente de “embrión”.

El sangrado de implantación se da al adherirse el embrión al endometrio (mucosa que recubre el útero). Este sangrado viene porque el blastocito despliega una serie de prolongaciones que le permitirán “agarrar” firmemente la pared del útero y así “enterrarse” en el endometrio para que el feto pueda desarrollarse y recibir nutrientes. En este proceso de anidación en el útero, se rompen pequeñas venas y arterias que irrigan el endometrio, de ahí el sangrado.

La implantación ocurre a los cinco o seis días de la fecundación. Por esta razón a veces se confunde con la menstruación.

A los catorce días tras la fecundación, el embrión ya está firmemente implantado.

Características del sangrado de implantación
El sangrado de implantación puede ser una simple gota de sangre o un flujo más abundante pero que no llega a la cantidad de sangre de una menstruación habitual. Tiene un color rojo oscuro o marrón y dura entre uno y dos días. Otros síntomas pueden ser sensibilidad en el pecho, malestar, cansancio, nauseas o aumento de la temperatura basal. Pero cuidado con estos últimos síntomas ya que también son los de la menstruación.

Para salir de dudas lo mejor es realizar una prueba de embarazo. En el caso de tratamientos de reproducción asistida es lo que denominamos la prueba “beta” (medición de la hormona de embarazo Beta hCG), que se hace a los catorce días de la inseminación artificial o la transferencia embrionaria, ya que es cuando el embrión se ha implantado con más seguridad.

Equipo Zygos: Montse Pallas, responsable enfermería

equipo zygos

Continuando con la presentación del equipo de profesionales de Zygos, hoy nos centramos en Montse Pallas, la responsable de la unidad de enfermería. Nos cuenta en qué consiste su trabajo y qué es lo que más le gusta de él:

La función fundamental se dirige a “cuidar de la pareja” durante todo el proceso de reproducción asistida para que las condiciones en las que se realizan los ciclos sean las mejores posibles, haciendo incapié en varios aspectos:

· Apoyo emocional: implicándose en el tratamiento y sirviendo de soporte psicológico a lo largo de todo el proceso tanto física como psicológicamente. Procuramos detectar problemas emocionales y los intentamos solucionar o mejorar conjuntamente con los pacientes.

· Labor educativa: explicando las pautas de administración de medicación, y muchas veces de educación para la salud (para mejorar el estilo de vida).

· Continuidad de cuidados: participamos desde los cuidados antes de la concepción y la valoración inicial de nuevos pacientes hasta el final del ciclo de tratamiento, ofertando apoyo continuo tanto presencial como telefónico en cualquier momento que así lo demanden.

· Relación enfermera-paciente: llevamos a cabo un contacto personal e individualizado e intentamos crear un ambiente terapéutico para que puedan expresar emociones, dudas, quejas, sugerencias… Se intenta ser la persona de referencia para cualquier cosa que necesiten.

· Trabajo en equipo: la enfermera en reproducción asistida servimos como nexo de unión entre el paciente y el médico y entre éste y, muchas veces, el resto del equipo multidisciplicar, gestionando todos los aspectos del tratamiento. Ya tenga que ver con personal, medios técnicos o recursos materiales, coordinamos todos los departamentos implicados para que todo cumpla su propósito y el proceso se realice de la mejor manera posible.

Una de las cosas más apasionantes de mi trabajo es ver los logros de Zygos con el nacimiento de niños sanos. En este momento vemos que todos los esfuerzos han merecido la pena. Es gratificante que una pareja se acuerde de nosotros cuando nace su bebé y nos lo tenga en reconocimiento viniendo a mostrar el niño o mandando una foto “.

Nuestro equipo: Doctora María Graña

María Graña

Iniciamos aquí una serie de artículos para presentar al equipo de Zygos, todas las personas que trabajamos para ayudar a las parejas a cumplir su sueño de ser padres.

Hoy empezamos por nuestra fundadora y cabeza visible, la doctora María Graña. Es Licenciada en Medicina por la Universidad de Santiago de Compostela y Doctora en Medicina y Cirugía. Además es especialista en Obstetricia y Ginecología y Reproducción Humana, entre otras áreas. Es miembro de la Sociedad Española de Fertilidad (S.E.F.) o de la Sociedad Europea de Esterilidad, Reproducción Humana y Embriología (ESHRE).

Ha participado en diversos proyectos de investigación y pertenece al Grupo de Investigación Genómica de  la Universidad de Santiago de Compostela.

La doctora Graña siempre afirma que “me encanta cuando una pareja viene a Zygos a presentarnos a su bebé. Ayudamos a cumplir sueños”. Tanto para ella como para todo el equipo de Zygos esta es una de las partes favoritas de nuestra labor.

Sobre los servicios que ha puesto en marcha en Zygos, la doctora Graña comenta que “Zygos es uno de los centros punteros de España. Nos diferenciamos en que somos el único centro de España con todos los tratamientos de reproducción asistida (FIV-ICSI, IA…), incluida la novedosa técnica con GnRH pulsátil, especial para estimular la fertilidad.

Mediante avanzadas técnicas como el Diagnóstico Genético Preimplantacional, realizamos análisis de embriones para comprobar su viabilidad y descartar posibles enfermedades genéticas. Esto aporta tranquilidad a las parejas ya que así sabrán que tendrán un bebé sano.

Además, tenemos banco de semen propio (Criobanc) y realizamos vitrificación de óvulos, para que una mujer pueda ser madre cuando decida o proteger la fertilidad ante tratamientos oncológicos, tanto en mujeres como en hombres (congelación de semen).

Nuestras altas tasas de embarazo y los bebés que han nacido con nosotros, avalan la fiabilidad de Zygos”.

Puedes ver más sobre el curriculum de la doctora Graña aquí http://www.zygos.es/es/clinica/equipo-humano

¿Por qué no consigo quedarme embarazada?

test-de-ovulacion-780x332

Si llevas tiempo queriendo quedarte embarazada de forma natural pero no lo consigues puede ser debido a varios motivos. Aquí te presentamos algunas de las causas más frecuentes pero te recordamos que lo más conveniente es consultar con un especialista para que estudie tu caso particular. Esto es especialmente importante si ya tienes más de 35 años, ya que el tiempo es oro si fuera necesario inciar un tratamiento de reproducción asistida:

Ovulación: Es importante controlar bien los ciclos de ovulación ya que si conocemos el momento en el que nuestros ovarios liberan el óvulo, podremos calcular nuestros días fértiles. Si contamos el primer día de menstruación como el inicio del ciclo de ovulación, normalmente el óvulo se libera entre el día 12 y el 16 del ciclo. Son los días más aptos para mantener relaciones sexuales sin protección ya que es cuando existen más posibilidades de que el espermatozoide fecunde al óvulo. También se puede producir embarazo antes de la ovulación ya que el esperma permanece vivo dentro del cuerpo de la mujer entre 48 y 72 horas.

Si tienes ciclos irregulares, escasez de óvulos u óvulos de mala calidad, en Zygos podemos ayudarte mediante tratamientos de estimulación ovárica, inseminación artificial (IA) y Fecundación In Vitro (FIV).

Edad: La especie humana es la más ineficaz a la hora de lograr embarazo. Se calcula que a los 20 años, periodo de máxima fecundidad, la tasa de embarazo es de en torno al 25% mientras que a los 35 está entre el 8 y el 10%. Además, a partir de esta edad se produce una drástica disminución de la calidad y cantidad de óvulos.

Frecuencia de relaciones sexuales: Conseguir un embarazo lleva más tiempo del que parece. Se estima que sólo un 25% de las parejas logran embarazo en el primer mes de relaciones sexuales sin protección. Un 60% se queda embarazada después de dos o tres meses y un 85% lo logra tras un año. Por esta razón se recomienda mantener relaciones sexuales con una frecuencia diaria o casi diaria.

Salud de la mujer: El estrés, la ansiedad, el alcohol, las drogas, el tabaco, la obesidad o la mala alimentación pueden influir en la fertilidad, además de enfermedades como el Síndrome del Ovario Poliquístico (SOP), miomas o endometriosis, de los que ya hemos hablado en otras ocasiones.

Antes de buscar embarazo es recomendable acudir a un especialista para realizarse un chequeo médico, comenzar a tomar suplementos como ácido fólico y revisar los hábitos de vida.

La salud del hombre también influye ya que puede ser que el semen sea de mala calidad o exista cualquier otra patología masculina que impida el embarazo.

Número de intentos en reproducción asistida: Si estás en un tratamiento de reproducción asistida y todavía no has logrado embarazo, debes saber que esto es absolutamente normal. Es muy infrecuente lograr embarazo en el primer intento. Las probabilidades de embarazo aumentan a medida que se repiten los ciclos. Por tanto, no desesperes.

Si llevas más de un año intentando concebir sin éxito de forma natural, ven a Zygos a realizar tu consulta. Estamos para acompañarte en el camino de tener un hijo.

Embarazos múltiples. ¿Mito o realidad?

gemelos

Existe el mito de que los tratamientos de reproducción asistida siempre dan lugar a embarazos múltiples. Sin embargo esto no es real ya que en los últimos años las técnicas de reproducción asistida han avanzado mucho en cuanto a su eficacia. Así en la fertilización in vitro se obtienen embriones que tienen mayor probabilidad de implantarse en el útero y consecuentemente dar lugar a una gestación.

En la actualidad tan sólo un 24% de los embarazos son múltiples.

En el caso de la Inseminación Artificial (IA), los embarazos múltiples se producen cuando la mujer es estimulada con dosis elevadas de hormonas o durante más días de los precisos. Se produce la maduración de varios óvulos, seguida de la ovulación “múltiple” y todos ellos pueden ser fecundados por los espermatozoides de la inseminación. Si la dosis de estimulación es baja, no se corre este riesgo. Siempre que una mujer sea sometida a tratamiento para estimular la ovulación debe de ser controlada ecográficamente para detectar el número de óvulos que están madurando. En el caso de que haya un número elevado de ellos, está indicado “no realizar” la inseminación para evitar el riesgo de embarazo múltiple, pues la inseminación consiste en introducir un concentrado de espermatozoides en el interior del útero para que ellos mismos fecunden los óvulos y esta parte del proceso no puede ser controlada ya que tiene lugar de forma natural por lo que existe mayor probabilidad de embarazos múltiples en forma de mellizos o gemelos.

En el caso de la Inseminación Artificial (IA), el porcentaje de embarazo múltiple es del 12%.

Recordemos que los conceptos “mellizos” y “gemelos” son diferentes. Los gemelos surgen de la división de un mismo óvulo fecundado, por lo que comparten carga genética, sexo y rasgos físicos. Los mellizos surgen de dos óvulos distintos fecundados por lo que comparten rasgos físicos pero no al nivel de los gemelos y además pueden ser de distinto sexo. Aunque la terminología no científica emplea el término gemelos en general para ambos casos, de ahí que se hable siempre de embarazo gemelar.

En el caso de la Fecundación In Vitro (FIV), el aumento de probabilidades de mellizos proviene del hecho de que se transfieren al útero más de un embrión (La Ley de Reproducción Asistida limita el número máximo a 3), si bien los pacientes pueden decidir transferir menos. La transferencia de más de un embrión es para aumentar las probabilidades de embarazo, en función de los antecedentes previos o la edad de la madre. Al implantar 2 o 3 embriones se incrementan las probabilidades de que alguno de ellos ocasione un embarazo a término.

En la actualidad, el reto de la reproducción asistida es lograr que sólo sea necesario implantar un embrión, con el fin de evitar embarazos múltiples, aunque por supuesto siempre existirá la posibilidad de que se produzca la denominada como “gemelación espontanea”, es decir, que el embrión se divida en dos y dé lugar a gemelos. De todas formas, en la naturaleza, la gemelación es un proceso relativamente poco frecuente.

Si se produce un embarazo múltiple, es necesario realizar un seguimiento exhaustivo del mismo, por parte de los médicos ya que se consideran embarazos de riesgo y existe la posibilidad de partos prematuros que pueden ser causa de lesiones importantes en los recién nacidos.

Cómo superar el duelo genético

duelo genético

El llamado “duelo genético” es el proceso de tristeza o dolor moral por el cual algunos hombres y mujeres pasan cuando reciben la noticia de que no podrán utilizar sus gametos para concebir a sus hijos.

En muchas ocasiones en un proceso de reproducción asistida el especialista comunica a la pareja que no podrá utilizar los óvulos o los espermatozoides debido a diferentes causas. Entonces es cuando se recomiendan opciones como:

Ovodonación: Una mujer dona sus óvulos a otra, que luego se fecundan en el laboratorio, con el semen de la pareja o de un donante, mediante FIV. Posteriormente se transfiere el embrión al útero de la mujer receptora
Donación de semen, a través de nuestro banco de semen Criobanc: Se recurre a semen de donante cuando el semen de la pareja no tiene capacidad para fecundar, o no existen espermatozoides en el eyaculado o bien la mujer no tiene pareja masculina como el caso de mujeres solteras o con parejas del mismo sexo.
Donación de embriones: Cuando no hay la posibilidad de utilizar los gametos de uno de los miembros de la pareja o de ambos, existe una opción reproductiva que consiste en “adoptar” los embriones procedentes de otros tratamientos de reproducción asistida, cuyos pacientes lograron embarazo y decidieron donar los embriones congelados a otras parejas.

Técnicamente estos tratamientos ofrecen unos elevados porcentaje de éxito y se presentan como una opción ante la imposibilidad de utilizar los propios gametos, pero a veces los pacientes son reticentes a aceptar gametos que no son propios. Sienten tristeza y frustración ante la idea que su futuro hijo no vaya a contar con el material genético de uno o de ambos. Se plantean dudas sobre su vinculación con el niño, experimentan frustración porque piensan que su futuro bebé no tendrá sus rasgos físicos o miedo sobre cómo afrontar posibles preguntas del niño sobre su origen.

Este miedo y dolor se conoce como “duelo genético” y es necesario afrontarlo. Para ello los psicólogos recomiendan hablar abiertamente sobre el tema y mucha comunicación entre los miembros de la pareja. Más allá de la carga genética, los especialistas aconsejan centrarse en el objetivo final, que es tener un hijo, las razones por las que la pareja quiere emprender el camino de la paternidad y todos los sentimientos positivos que le inspira la llegada de su vástago.

Una vez pasado un tiempo prudencial en el que la pareja deberá aceptar sus sentimientos y “dejarlos que fluyan” poco a poco, comienza a ver la ovodonación, donación de semen o adopción de embriones como las soluciones para cumplir su sueño de tener un hijo. Logra “reilusionarse” con la probabilidad de tener a su bebé. Es entonces cuando se encuentra ya preparada para comenzar con alguna de las varias opciones que brinda la reproducción asistida.

Además, en este caso la ciencia está a nuestro favor. Recientes estudios han demostrado que la madre es capaz de modificar genéticamente la expresión de los genes del embrión en las primeras semanas de gestación, en un proceso que se explica por la nueva disciplina que es la “epigenética”. Es decir que el vínculo entre madre e hijo, durante la gestación es tan íntimo que esa interrelación condiciona la expresión genética de ese niño. De ese modo sucede ya con los propios hermanos de los mismos padres pues no todos son idénticos ni física ni psicológicamente a pesar de proceder de los gametos de ambos padres.

En todo caso, todos los pacientes de Zygos, hayan pasado o no por un duelo genético, coinciden en afirmar que, cuando logran tener a sus hijos en brazos, se les olvida todo el tratamiento de reproducción asistida y los sentimientos de frustación que pudieron sufrir en algún momento del proceso.

Reportaje sobre reproducción asistida

Hoy os dejamos con el reportaje que Informe en V (V Televisión) le dedicó a la reproducción asistida y fertilidad. Hemos tenido la oportunidad de participar hablando sobre las principales técnicas de reproducción asistida: Inseminación Artificial (IAD), Fecundación In Vitro (FIV), donación de óvulos, vitrificación de óvulos o adopción de embriones son algunos de los temas que se tratan.

Muchas gracias a V Televisión por contar con nuestra experiencia.